Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Rolan y Canon crean un proceso inteligente de impresión

  • Noticias y Actualidad

Canon Oce Arizona 6170 XTS

El stand de Canon en FESPA ha sido el escenario elegido para mostrar la solución automatizada de impresión y acabado que conecta la impresora plana Océ Arizona 6170 XTS con la mesa de corte Océ ProCut, lo que facilita el trabajo a los clientes con un alto volumen de trabajos de impresión con materiales rígidos.

Canon ha mostrado en FESPA 2018 cómo la innovación permite automatizar el proceso de impresión para incrementar la productividad, aumentar la capacidad de producción y mejorar la rentabilidad de las empresas de impresión. Y es que una de las principales novedades del stand de Canon ha sido la solución automatizada de impresión y acabado que conecta la impresora plana Océ Arizona 6170 XTS con la mesa de corte Océ ProCut en un proceso que no necesita la supervisión de un operador.

El sistema, diseñado por Canon y la empresa de automatización Rolan Robotics, recoge el material sin imprimir de un pallet que se encuentra al lado de la impresora Océ Arizona y lo coloca en una estación que registra el material horizontal y verticalmente. El robot, vuelve a coger el material y lo coloca en la mesa de la impresora en el lugar adecuado para comenzar la producción del trabajo. La impresora Océ Arizona recibe la orden automáticamente desde la máquina para empezar a imprimir y el material se imprime en ambas caras dándole la vuelta con el brazo robótico si es necesario. El interfaz de software, diseñado por Rolan, permite que diferentes equipos se sincronicen para enviar órdenes entre el robot de Rolan y la impresora Océ Arizona.

Cuando finaliza la impresión, el robot lleva el material impreso a la mesa de corte Océ ProCut, que procesa las instrucciones de acabado sin la intervención del operador. El brazo robótico tiene, además, la capacidad de manejar una amplia gama de materiales que van desde el MDF, planchas de foam, compuestos de aluminio, materiales acrílicos e incluso madera o vidrio. Tras el proceso de corte o grabado, el robot puede retirar los materiales acabados o incluso llevar los restos a un contenedor para que se tire o recicle. El flujo de trabajo puede identificar trabajos repetitivos sin tener que identificar y registrarlos para cada trabajo. Esto permite que la unidad de corte empiece a trabajar en cuanto detecta que el material se encuentra sobre la mesa del equipo.

Los clientes que tienen un alto volumen de trabajos de impresión con materiales rígidos, por fin disponen de una solución automatizada con un coste reducido y mejorando la producción. Así, los operarios especializados se pueden dedicar a otras tareas más interesantes para el negocio generando mayor valor e incrementando la rapidez del retorno de la inversión.

Más información

El mercado empresarial está en plena transformación. Si quieres conocer cuáles son los dispositivos o servicios que más se adaptan a tus necesidades, puedes visitar la página web de Canon.

TAGS Impresión