Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

La evolución ascendente del mercado de impresión

  • Reportajes

transformacion accenture

El mercado de impresión ha cambiado profundamente, impulsado por la transformación digital de los procesos de los clientes, la movilidad, la adopción de los servicios de impresión gestionados y el volumen creciente de datos, entre otros factores, de ahí que sea más apropiado hablar de soluciones de impresión.

El de impresión es uno de los mercados que más ha evolucionado, un mercado que tiende cada vez más al mundo de los servicios y de los productos que complementan estos servicios. La buena noticia es que se continúa imprimiendo, de hecho, según un estudio realizado por IDC, el 40% de los procesos de negocio se apoyan en documentos impresos, por lo que los equipos de impresión son una parte esencial de la rutina diaria para casi todas las oficinas. Otro estudio de Quocirca revela que casi el 30% de las empresas consideran la impresión “fundamental” para su negocio, y un 45% que es muy importante para la mayoría de sus actividades empresariales, una dependencia que es particularmente alta en las industrias financiera y de servicios profesionales altamente reguladas. Eso sí, los clientes desean que los proveedores les ofrezcan nuevas opciones para producir sus documentos.

Cada vez más clientes buscan poder imprimir en el formato que quieren o que necesitan en cada momento y al menor coste posible, tener la posibilidad de digitalizar y llevar a la nube o imprimir con un dispositivo móvil estén donde estén, y todo ello con el máximo nivel de seguridad en todo ese flujo de datos. Las nuevas empresas nativas digitales piden soluciones basadas en estos principios, y las organizaciones tradicionales se encuentran ante la necesidad de transformarse y optar por nuevas herramientas. Ahí es donde el canal TI juega un papel vital, el de convertirse en gestor del cambio y mostrar el camino hacia soluciones de impresión inteligentes.

 

Buenas perspectivas

Tras los años más duros de la crisis, el mercado de impresión ha sido uno de los que ha mostrado una mejor recuperación. Según la consultora Context, las ventas de sistemas de impresión a través del canal de distribución en Europa Occidental han experimentado un crecimiento anual del 3% en el tercer trimestre de 2016, sobre todo debido al buen comportamiento del mercado de las impresoras de inyección de tinta multifuncionales y a la estabilización de las ventas de las impresoras láser de una única función después de varios trimestres con crecimientos negativos.

En España, frente al dato europeo, el crecimiento en unidades se ha disparado hasta el 18%, frente al 3% del mismo período en 2015, mientras que en facturación también ha crecido un 7%, debido principalmente a la evolución de las impresoras láser A4 y al buen comportamiento de las impresoras de inyección de tinta, dos segmentos que abren grandes oportunidades de negocio en nuestro país en los próximos meses, junto con los sistemas multifunción, especialmente los equipos multifunción láser a color. Tampoco hay que olvidar los consumibles de impresión que representan el doble de facturación para el canal (un 7%) que el hardware de impresión.

“En general, las ventas han sido buenas, sobre todo por las de impresoras láser A4 y de inyección de tinta de consumo. El cambio a multifuncionales continúa, aunque hay una estabilización de las impresoras láser, y hay que prestar atención al sector de inyección de tinta en el mercado profesional, una tendencia que está creciendo”, afirma Elena Montañés, country manager para España y Portugal de Context. “El segmento profesional está creciendo en España, un segmento en el que aún se tienen poco en cuenta los servicios de impresión gestionados. Es labor del fabricante y del canal explicar sus beneficios”.

Por su parte, Zivile Brazdziunaite, analista del mercado Imaging en Context, vaticina que en 2017 “las ventas de hardware de impresión seguirán contrayéndose en general, aunque se espera que algunos segmentos registren crecimientos, como las impresoras de inyección de tinta para empresa, un segmento en el que se prevé el lanzamiento de nuevos productos de alta gama para competir con los dispositivos láser. El cambio del hardware a la venta por contrato continúa, por lo que prevalecerá la importancia de las alianzas y el foco en los partners de canal”.

 

Mayor sofisticación

Además de permitir imprimir en todo tipo de formatos y con grandes velocidades, los modernos sistemas de impresión son cada vez más sofisticados, permitiendo la captura y envío de documentos a aplicaciones empresariales, junto con funciones avanzadas de seguridad para minimizar los riesgos inherentes a la impresión no segura. Los avances técnicos también han permitido mejorar las deficiencias que la tecnología de impresión presentaba hacen tan sólo unos años y, de hecho, la tecnología basada en el tóner está completamente consolidada y ofrece unos niveles de calidad muy elevados, similares al láser.

Es un hecho que las empresas cada vez invierten más en los sistemas multifunción, ya que éstos implican importantes ahorros de costes y ayudan a gestionar los documentos de una forma más óptima. Pero también es cierto que no se aprovechan al máximo todas las ventajas que éstos equipos ofrecen. Un equipo multifunción puede representar alrededor del 15% de los gastos totales de la empresa, y en la mayoría de los casos se desconocen muchas de las funcionalidades que incluyen, más allá de imprimir, escanear o enviar faxes. Afortunadamente, Juan García Morgado, analista senior de IDC España, cree que las prioridades de los clientes están cambiando, desde la optimización de la impresión hasta la gestión eficiente de procesos para mejorar la productividad del empleado.

“Prevemos que más de un 50% de las empresas incrementen el gasto que destinan a la analítica de documentos en los próximos 12 meses, y que los equipos multifunción dejarán de utilizarse como meros dispositivos de salida de información para convertirse en auténticos núcleos de gestión de los procesos documentales de toda una empresa”, señala García Molgado.

 

Auge de los servicios 

Por lo que respecta a los servicios, el estudio de Quocirca indica que cada vez más industrias invierten en servicios de impresión gestionados (MPS), especialmente la industria financiera y la de servicios profesionales, que son las que piensan aumentar más su partida de gasto en este ámbito, un 50% en el caso del sector financiero y un 60% en el de los servicios profesionales.

La producción de documentos suele ser uno de los mayores gastos de una empresa. Muchas no son conscientes de cuánto les cuesta la impresión o de que los costes visibles solo representan un 20% del total. Una investigación de All Associates Group apunta a que una organización media puede gastar hasta 10.800 euros por empleado al año en impresión, incluso antes de sumar el coste de utilizar los servicios de empresas de impresión externas. Gartner añade que las compañías gastan entre un 1% y 3% de su facturación en estos procesos, y no son conscientes de que los servicios de impresión gestionados podrían ayudarlas a conseguir ahorros de hasta el 30%.

Los servicios de impresión gestionados abarcan una amplia oferta de soluciones y servicios de valor dirigidos a gestionar y optimizar el entorno de impresión. Su crecimiento está impulsado por la necesidad de controlar los costes tanto financieros como ambientales, a través de la reducción de consumibles y el uso del papel, así como obtener más control sobre la seguridad de los documentos e impulsar la impresión desde dispositivos móviles.

En general, todos los proveedores apuestan por este mercado con ofertas de servicios. Xerox propone una suite de gestión de impresión segura, soluciones para dispositivos móviles y la nube e integración con Help Desk, con los que garantiza la seguridad y movilidad de los documentos empresariales, además de herramientas de evaluación y optimización de procesos, mientras que Epson ha apostado por un modelo de “paquetización” de servicios, al estilo de las operadoras móviles, por el que, además de la impresora, la empresa puede elegir el número de páginas que quiere imprimir y el servicio de impresión gestionado que más se ajuste a sus necesidades. Por su parte, Brother, con su programa Brother MPS, ofrece que servicios incluyen la instalación de los equipos, el envío de los consumibles y soporte técnico especializado. Del mismo modo, todos ellos confían en el canal para el suministro de los mismos, con programas de partners específicos.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de impresión? ¿Qué dispositivos o servicios son los más adecuados para las empresas o los usuarios finales? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar las páginas de nuestros colaboradores: Epson, Brother y Canon.