Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Consejos para ahorrar con la impresión

  • Noticias y Actualidad

pyme impresion

Imprimir sólo cuando sea necesario, además de ecológico, supone un gran ahorro para las empresas en tóners y cartuchos de tinta, junto con la comparación de precios, elegir la calidad de la tinta, manejar formatos digitales en lugar de papel o sopesar la impresión de documentación voluminosa.

Resulta conocido el elevado precio de sustituir los cartuchos de tinta, que en algunos casos hace plantearse si merece la pena comprarse una impresora nueva. El negocio para los fabricantes está en los recambios más que en los aparatos, por eso resulta conveniente tener en cuenta algunos consejos a la hora de elegir.

Lo primero es comparar precios y no dejarse llevar por el primero que se encuentre, siendo la opción de internet un buen escaparate y referencia a la hora de efectuar esta evaluación. También hay que sopesar si es o no necesaria la impresión, sobre todo en el caso de grandes textos o contenidos, para lo cual es aconsejable tener en cuenta otras opciones, como manejar la documentación en formato digital, subirla a la nube, compartirla por medio de archivos o carpetas, emplear los ficheros adjuntos, etc.

Otro aspecto importante a tener en cuenta es el de la resolución o calidad de la impresión ya que, en la mayoría de los casos, y salvo presentaciones y otras circunstancias, se puede imprimir con resoluciones bajas, reduciendo tamaños de tipografías, a dos caras, en blanco y negro, etc.

En cuanto al estado y mantenimiento de la impresora, también hay que contar con ello, ya que no es lo mismo tener los cristales, rodillos, cabezales y demás equipamiento en orden, limpios y a punto, que nuestra impresora manche el papel, no se vea lo impreso o tenga borrones, se averíe, etc.

Asimismo, hay quien opta por recambios ya usados y recargados, puestos otra vez en circulación, algo con lo que se debe tener cuidado, ya que el ahorro puede salir finalmente caro, pues la reducción de precio o coste no suele estar en proporción con la duración o más vidas de estos suministros.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de impresión? ¿Qué dispositivos o servicios son los más adecuados para las empresas o los usuarios finales? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar las páginas de nuestros colaboradores: Brother y Canon.

TAGS Impresión