La COVID-19 dispara la contratación de servicios gestionados de impresión

  • Noticias y Actualidad

Brother servicios MPS

El 37% de las organizaciones consideran que los servicios gestionados de impresión son claves para la transformación digital. La evolución de este mercado irá claramente al alza en 2021, ya que las empresas van a preferir contratar servicios cuyo impacto económico inicial es menor que una compra transaccional.

Según Quocirca, a finales de 2019 el 79% de las organizaciones anticipaba un aumento del gasto en servicios gestionados de impresión para los siguientes doce meses, lo que hizo que la oferta disponible creciera con más fabricantes y distribuidores ofreciendo estos servicios. Aunque la pandemia provocada por la COVID-19 ha golpeado a este mercado, TPS (Total Printing Solutions) prevé que siga evolucionando positivamente gracias a la adaptación de los contratos de servicios gestionados de impresión a las necesidades de las empresas.

La forma de imprimir cambió de manera radical desde la declaración del Estado de Alarma en marzo de 2020. El mercado y la sociedad ha avanzado hacia la digitalización de procesos y, por tanto, todos los servicios y soluciones deben estar enfocados a dar respuesta a las nuevas exigencias. Sin embargo, datos de Quocirca indican que alrededor del 50% de las organizaciones afirmaba que la impresión seguía siendo muy importante para su negocio. El 37% de los encuestados aseguraba que los servicios gestionados de impresión siguen siendo clave para la transformación digital. De hecho, 8 de cada 10 empresas planeaba aumentar su gasto en servicios gestionados de impresión.

Pese a que la crisis provocada por la COVID-19 ha cambiado el guion previsto para este año, Jorge Álvarez, director general de TPS, cree que “la evolución de este mercado irá claramente al alza en 2021 y en años sucesivos: las empresas van a preferir contratar servicios cuyo impacto económico inicial es menor que una compra transaccional. También las soluciones de software tendrán mayor importancia y jugarán un papel clave, ya que las empresas querrán evolucionar hacia plataformas en la nube, sistemas de impresión seguros y agilizar la transformación digital y mejorar la movilidad”.

Según se apunta desde TPS, durante la pandemia y el confinamiento, el negocio de impresión siguió muy activo especialmente en los sectores críticos, como el sanitario o la banca. También se ha notado un incremento con las demandas de servicios de impresión de grandes y pequeños comercios, así como de oficinas y empresas de todo el país que necesitaban imprimir cartelería para informar a sus clientes sobre normativas COVID-19. Mientras tanto, en otros sectores muy relevantes para el mercado de la impresión, como el educativo, ha sido más complicado continuar dando servicio, debido al cierre de muchos centros educativos.

La coyuntura actual también posibilita que las empresas puedan beneficiarse de los servicios gestionados, dado que las oficinas requieren de equipos más pequeños y próximos a las personas, buscando evitar aglomeraciones de trabajadores en un mismo lugar, como en un córner de impresión. Esto ha generado que haya una mayor oferta de equipos y contratos de servicios gestionados de impresión adaptados a estas necesidades.

“Bajo mi punto de vista, el mercado se servicios de impresión se recuperará en cuanto la pandemia permita volver a la normalidad. Sí que es cierto que el teletrabajo ha venido para quedarse, y esto puede implicar una ligera caída en el volumen de impresión, pero también generará un nuevo nicho de negocio aún sin explorar: la oficina en casa, que es un vertical con mucho potencial”, añade Álvarez.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de impresión? ¿Qué dispositivos o servicios son los más adecuados para las empresas o los usuarios finales? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador Brother