Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Elementos clave para decantarse por una impresora láser o de tinta

  • Noticias y Actualidad

Brother impresion oficina

El tóner y los cartuchos de tinta no son las únicas diferencias entre las impresoras láser y las de tinta, sino que existen bastantes diferencias en cuanto al rendimiento. Según Brother, la inversión inicial, el coste de los consumibles que utilizan y el coste de cada página impresa, son tres factores a tener en cuenta.

La innovación tecnológica hace que tanto las impresoras láser como las de tinta sean válidas para casi todas las situaciones habituales. Como señala Brother, solo es necesario saber qué aporta cada una de ellas y cuál es la que mejor se adapta a las necesidades de impresión.

Las impresoras de tinta utilizan cartuchos que contienen tinta líquida que se expulsa por unos inyectores directamente sobre el papel. Por lo general, cuenta con un cartucho de color negro y otros tres para los colores primarios o bien un cartucho único con los tres colores incluidos. Por su parte, las impresoras láser utilizan cartuchos de tóner y tambor en lugar de cartuchos de tinta.

El tóner y los cartuchos de tinta no son las únicas diferencias entre las impresoras láser y las de tinta, pues existen bastantes diferencias en cuanto al rendimiento en diferentes factores. En el caso de las impresoras láser, la impresión no requiere de un proceso de secado, con lo que se evitan borrones en los documentos y se pueden empezar a usar inmediatamente; el coste por página impresa suele compensar a largo plazo el precio de una impresora láser, en el caso de que hagamos muchas copias: la definición que alcanza una impresora láser suele ser mayor que una de tinta; y, aunque requieren precalentamiento, las impresoras láser alcanzan una velocidad ideal para la impresión de documentos de múltiples páginas.

Por lo que respecta a las impresoras de tinta, por lo general son mejores para la impresión de fotografías de alta calidad; imprimen tan pronto procesan el trabajo, lo que las convierte en una opción perfecta para documentos de pocas hojas; suelen ser más baratas en comparación con un modelo equivalente de láser; y, por lo general, presentan un tamaño muy compacto.

La conveniencia de usar un tipo de impresora u otra depende esencialmente del uso que le quieras dar, es decir, cuánto vas a imprimir y cómo son los trabajos a imprimir. Las impresoras láser ofrecen unas prestaciones muy buenas en cuanto a comodidad, velocidad de impresión, precio por página y consumibles; por lo que serían la mejor opción en la mayoría de los casos donde se necesite imprimir una gran cantidad de documentos y la velocidad sea importante. No obstante, si se realizan impresiones de trabajos de pocas hojas o se necesita imprimir fotografías o documentos de alta calidad, en este caso, una impresora de inyección cumple mejor este cometido.

Más información

El mercado empresarial está en plena transformación. Si quieres conocer cuáles son los dispositivos o servicios que más se adaptan a tus necesidades, puedes visitar la página web de Brother.

TAGS Impresión