Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Cinco formas de aplicar la economía circular en la industria de la impresión (I)

  • Noticias y Actualidad

Brother empresa impresion

La sostenibilidad no es una iniciativa nueva para la industria de la impresión. Desde la reducción del consumo de papel, hasta la eficiencia energética y el desarrollo de programas de reciclaje, el sector de la impresión ha aceptado con frecuencia los problemas ambientales. Dicho esto, la sostenibilidad nunca ha sido tan apremiante como ahora.

Esos tomadores de decisiones de TI esperan que los fabricantes y proveedores de impresión desempeñen un papel para ayudarles a obtener mejoras en el desempeño ambiental: el 57% cree que los proveedores deberían tomar una posición de liderazgo en materia de sostenibilidad para 2025. Al mismo tiempo, los consumidores están ejerciendo presión, y los directivos de empresas de impresión buscan ganar su condición de buenos ciudadanos corporativos, haciendo de un enfoque sostenible una parte importante de la reputación corporativa. Finalmente, los beneficios de negocio de pivotar modelos de negocio hacia un enfoque de economía circular se están volviendo claros y convincentes.

Esta combinación de factores está impulsando a la industria a adoptar los principios de la economía circular. Es ampliamente reconocido que la escasez de recursos naturales y los impactos durante el uso significan que el modelo tradicional de producción de "tomar, hacer, desechar" no es sostenible y debe ser rechazado a favor de un enfoque circular y regenerativo que se esfuerce por mantener los productos al más alto valor y utilidad por el mayor tiempo posible. Este axioma puede ser aplicado, y de hecho en muchos casos ya lo está siendo, por la industria de impresión de varias maneras:

• Incorporar materiales reutilizados y el potencial de circularidad en la fase de diseño

La incorporación de materias no primas en nuevos productos está ganando ritmo. Los fabricantes se están centrando en diseñar productos de forma modular, con menos piezas en general y considerando su despiece y reutilización al final de la vida útil. De esta forma, el valor de las materias primas se retiene después del consumo.

• Diseño para minimizar el uso de energía, emisiones, consumibles y fallos del producto

El diseño de productos que duran más y fallan con menos frecuencia es otra parte esencial del rechazo de la filosofía "desechable". Esto va desde mejorar la durabilidad de los productos existentes hasta un replanteamiento completo de los enfoques tecnológicos que emplean materiales de larga duración.

Mejorar continuamente la eficiencia energética y reducir las emisiones es otra forma de minimizar el impacto de los productos en uso. Las calificaciones casi omnipresentes de Energy Star y Blue Angel actúan como una base sobre la cual los fabricantes deben esforzarse por mejorar, mientras que la provisión de modos "eco" permite a los consumidores reducir aún más el consumo de recursos durante la fase de uso.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de impresión? ¿Qué dispositivos o servicios son los más adecuados para las empresas o los usuarios finales? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar las páginas de nuestros colaboradores: BrotherCanon y LRS

TAGS Impresión, RSC